El edil de Movilidad, José del Río, celebró este jueves la segunda sesión de la mesa de la bicicleta, la segunda en dos meses, con el fin, dijo, de mantener un diálogo abierto con los colectivos relacionados con esta materia. Así, informó este jueves de que sus técnicos y una empresa especializada están analizando los nuevos trazados de carriles bici y proponiendo nuevos itinerarios, de forma que antes de final de 2021 se disponga de los anteproyectos, calendarios y coste de cada uno de los 16 nuevos itinerarios segregados que completarían la red de Málaga.

Estos itinerarios, según Del Río, coinciden con los propuestos por colectivos ciclistas: el primero es Pablo Ruiz Picasso, Cervantes, Reding, túnel de la Alcazaba, Jesús El Rico, María Guerrero, Merced; el segundo es Bolivia y Salvador Allende; el tercero va de Guerrero a la Alameda; el cuarto del Puente del Mediterráneo a Doctor Gutiérrez Calzada; el quinto de Martínez Maldonado a Lope de Vega; el sexto de Pintor Barbadillo a Juan XXIII; el séptimo de Ortega y Gasset a Maqueda, el octavo de Doctor Manuel Domínguez a Washington; el noveno va de San Rafael a Intelhorce; el décimo, de Juan Gris a Puerto Oncala; el décimo primero, de Europa a los Guindos; el décimo segundo de Herman Hesse a Moliere; el décimo tercero, de Villanueva del Rosario a Periodista Paco Rengel, el décimo cuarto, de Manuel Albar a Guadalmar; el décimo quinto, avenida Comandante García Morato y Carretera de Coín, el último.

Asimismo, este año va a impulsar cuatro nuevos carriles segregados el Consistorio. Del Río anunció la recuperación del que va desde el Rectorado de la UMA a Antonio Martín, un kilómetro, que espera acabar este ejercicio. Hay previstos otros tres: el de Héroe de Sostoa (1,2 km), el de Juan XXIII (1 km) y la vía ciclista de la Laguna de la Barrera (720 metros). Todos ellos estarán terminados antes de principios de 2022.

Movilidad ha estudiado la propuesta de Ruedas Redondas, dijo Del Río, para hacer carriles bici segregados y bidireccionales las vías ciclables o 30. Ello ha sido rechazado porque la mayor parte de esas vías son «arteriales», es decir, de largo recorrido y garantizan la fluidez de la circulación, las líneas de la EMT se verán perjudicadas en cuanto a tiempo de servicio, habría que reubicar muchas paradas de autobús, las vías adyacentes se verían sobrecargadas al eliminar un carril de circulación en las calles principales, se eliminarían muchas plazas de aparcamiento, habría que instalar muchos cruces semafóricos, en vías de dos carriles la eliminación de uno de ellos supondría la paralización de la circulación en una situación de accidente y no podrían implantarse nuevos carriles bici, siempre según el concejal.

Además, dijo Del Río, en verano dejará de cerrarse al tráfico un carril en la calzada del paseo marítimo Ruiz Picasso dado el colapso de la zona cuando se han hecho pruebas. «No se segregará el carril cuando la intensidad de circulación aumente, previsiblemente al inicio del verano, y la cola de la retención pueda superar el Muelle Heredia», lo que podría colapsar gran parte del tráfico de la ciudad. También precisó que, hasta que la Junta haga un carril bici metropolitano que vaya de Antonio Martín a los Baños del Carmen, el Ayuntamiento está a punto de licitar la división de la acera en una zona para peatones y otra para ciclistas y patinetes (200.000 euros). Asimismo, hay una campaña para informar sobre el uso compartido de los carriles ciclables.