Después de la solemne presentación del anteproyecto del tercer hospital de Málaga, la gran incógnita que quedaba por conocer es cuándo se iniciarán las obras y cuánto se tardará en levantar el hospital. Ayer la Junta respondió a estos interrogantes anunciando que el edificio empezará a construirse a partir del tercer trimestre de 2023 y que tendrá un plazo de ejecución de tres años.

Para Carlos Lamela, arquitecto del proyecto junto con Alfonso Casares, tres años para la construcción del complejo es un plazo «corto» pero «posible». «Lo que es construcción, desde el día que se empiece hasta el día que se acabe, tres años parece un plazo posible», señala Lamela a La Opinión de Málaga. «Luego ya sabemos todos que este tipo de edificios necesitan un equipamiento, un rodaje, una puesta en marcha que no son fáciles».

En cuanto al factor de la sostenibilidad, muy defendido por los estudios de arquitectura que conforman el proyecto, Lamela y Aidhos, para el nuevo hospital de Málaga, Carlos Lamela avanza que contará con aspectos «ineludibles» en la construcción actual, como la captación de energía solar, favorecida por edificios de cubiertas planas.

«La sostenibilidad hoy en día es un parámetro imprescindible, tenemos que hacer unos planteamientos de acuerdo con esos criterios», incide el arquitecto. «Nosotros ahora hemos presentado el anteproyecto y todos estos parámetros se desarrollarán durante el proyecto básico y constructivo».

Te puede interesar:

Los próximos trámites para el avance del tercer hospital dependen ahora de la Junta de Andalucía. De hecho, el presidente de la Junta, Juanma Moreno, avanzó esta semana que el próximo paso se daría en septiembre para cumplir con los plazos establecidos.

El hospital, que atenderá a una población de 352.000 usuarios en especialidades básicas y más de 1,6 millones en especialidades de referencia provincial, formará parte de la gerencia del Hospital Regional, que ya estudia el trasvase de servicios y áreas más óptimo para cuando esté operativo.