El movimiento feminista ha convocado este viernes, 25 de noviembre, concentraciones y manifestaciones en todas las provincias andaluzas con motivo de la celebración del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer. El objetivo, visibilizar a las víctimas y que esta lacra desaparezca definitivamente.

En Málaga, la manifestación convocada por la Plataforma Violencia Cero partirá desde la plaza de la Merced a las 19.30 horas.

Esta plataforma, que trabaja en la lucha contra todo tipo de violencia hacia el género femenino así como para promover la igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres, ha impulsado además una nueva campaña de sensibilización por el 25N.

El fotógrafo Pepe Ponce y la cantante Celia Flores son la imagen de esta iniciativa, dirigida a toda la ciudadanía bajo el lema ‘Ante la violencia machista, yo actúo’ y que tiene el apoyo económico de la Diputación de Málaga.

Así, se han impreso 300 carteles, 500 calendarios de mesa, 2.500 marca páginas y 2.500 tarjetas que se distribuirán en colegios, institutos, centros de la mujer, centros de salud, comercios de la provincia de Málaga y capital, con información para aquellas personas que se sientan en peligro o amenazadas o que conozcan a alguien que lo esté.

Concentración por la mañana

Además de la manifestación de esta tarde, hay convocada una concentración en la Alameda de Colón convocada por CCOO y UGT, a las 12.00 horas, a la que la secretaria de Igualdad de UGT Málaga, Cristina García, animó ayer a asistir. García reclamó la asistencia en un comunicado en el que también pidió «la inclusión de protocolos frente al acoso sexual o por razón de sexo en todos los centros de trabajo, incluidas en las administraciones públicas».

El sindicato critica «que los sistemas de atención integral estén colapsados y que haya mujeres que no pueden recuperarse de la violencia porque están en una larga lista de espera», por lo que consideran «imprescindible» la implicación de los hombres y de la sociedad en su conjunto para erradicar la violencia contra las mujeres.

De este modo, instan a las administraciones a que dediquen más recursos y garanticen el carácter permanente y esencial de los servicios de prevención y de atención integral, en especial para mujeres rurales e inmigrantes.

En el marco del 25N, la secretaria insistió en que «este año ponemos énfasis en la condena de todos los tipos de violencias machistas y ampliamos el foco en aquellas más invisibilizadas, especialmente en el ámbito laboral», al tiempo que destacó la «violencia institucional que sufren las víctimas por un sistema que no responde a sus demandas y necesidades».