El Málaga CF debe maniobrar lo más rápido posible si quiere fichar en el próximo mercado invernal. En la tarde de este martes, todas las alarmas se encendieron en las oficinas de Martiricos tras conocerse que la FIFA había sancionado a la entidad blanquiazul sin fichar hasta el mercado de 2023 por una denuncia de Cenk Gonen, portero que perteneció al club durante dos temporadas sin llegar a debutar en partido oficial. Desde La Rosaleda han querido trasmitir tranquilidad en todo momento y aseguran que aún están a tiempo de sortear esta condena y poder acudir al mercado invernal que abrirá en poco más de tres semanas.

¿Por qué llega esta sanción de la FIFA? Por una reclamación de Cenk Gonen a la que el Málaga no ha dado respuesta. Desde el club aseguran que la sanción fue comunicada por el organismo internacional a un correo que está en desuso y que hasta este lunes no tuvieron constancia alguna. Al haber pasado ya los 45 días hábiles para reclamar o hacer efectiva la deuda con el portero turco, la pena se ha hecho firme y ahora desde el club deben abrir otras vías para evitar la sanción y poder reforzar el equipo durante el mercado invernal.

¿Qué reclama Cenk Gonen? El Málaga deberá abonar más de 800.000 euros al portero turco para revertir la sanción impuesta por la FIFA. Según ha publicado en la mañana de este miércoles el portal Iusport el importe total asciende a 295.166,35 euros de retribución pendiente (más un 5% de en concepto de intereses) y 483.888,57 euros de indemnización por incumplimiento de contrato sin causa justificada (más un 5% el intereses).