El Unicaja no hizo los deberes cuando debía y ahora tendrá que aprobar el primer objetivo serio del año frente a equipos como San Pablo Burgos y el Baskonia. Tropiezos absurdos en el Martín Carpena ante rivales teóricamente inferiores como Acunsa GBC o Real Betis obligan ahora a los de Luis Casimiro a dar la talla ante rivales que le superan en la tabla. Cierto es que pueden lograr el pase a la Copa incluso cayendo en ambos partidos, pero para no depender de terceros resultados deberán ganar, al menos, uno de ellos. Y la primera de las dos oportunidades la tienen mañana domingo en el Coliseum burgalés (12.30 horas).

Se daba por hecho que el Unicaja debía superar la primera ronda de la Eurocup sin ningún tipo de apuros -lo contrario hubiera sido un ridículo estrepitoso-, por lo que el primer objetivo verdadero del curso era conseguir la clasificación para la cita copera de Madrid del mes de febrero. Y a dos jornadas para concluir la primera vuelta de la Fase Regular todavía no está garantizada la presencia del cuadro verde. Cierto es que depende de sí mismo y con solo un triunfo lo tendría casi hecho matemáticamente, pero dos derrotas ante rivales tan complicados le pueden dejar fuera si UCAM Murcia, BAXI Manresa o MoraBanc Andorra cumplen en sus enfrentamientos.

La primera bala para dejar prácticamente sacado el billete para la Copa la tiene el Unicaja este domingo en la cancha del San Pablo Burgos. Los de Joan Peñarroya están haciendo una primera vuelta más que buena, con 11 victorias y 5 derrotas, y ya tienen prácticamente garantizada su presencia en Madrid. Tendría que ocurrir una enorme carambola de resultados para que los burgaleses no acaben entre los ocho primeros. El actual campeón de la Basketball Champions League de la FIBA es un equipo peligroso y muy coral en ataque, con jugadores en sus filas del talento de Alex Renfroe, Vitor Benite, Thad McFadden, Dejan Kravic o el excajista Omar Cook.

Poca presentación necesita el Baskonia, equipo de Euroliga y actual campeón de la ACB. No sería nada recomendable que el Unicaja llegara a la última jornada con la obligación de ganar a los de Dusko Ivanovic en el Martín Carpena para estar en la Copa. Los vitorianos, cuartos con 12 partidos ganados y 4 perdidos, ya están clasificados para el torneo del K. O. Los Vildoza, Henry, Giedraitis, Peters, Polonara o el excajista Zoran Dragic, entre otros, no lo pondrán nada fácil.