Los augurios de que la inflación y la incertidumbre económica abocarán este año a una Navidad de menor consumo y, por tanto, también de menor creación de empleo en torno a las grandes áreas de comercio logística y hostelería, se intensifican. La empresa de recursos humanos Randstad ha publicado este lunes su informe de previsiones para la campaña navideña (considerada como el periodo entre el Black Friday y las rebajas de enero), con unas expectativas de alrededor de 77.290 contrataciones en Andalucía, un volumen inferior en un 18,7% al registrado el año pasado, cuando se firmaron 95.040. En la provincia de Málaga se firmará 14.510 contratos, con un descenso del 14,1%.

"El incremento de los costes, la inflación y el contexto internacional moderarán la contratación en comparación con el año pasado", ha afirmado este lunes, el director de Randstad Research, Valentín Bote. Para llevar a cabo estas previsiones, Randstad ha tenido en cuenta los sectores de comercio, hostelería, y logística y transporte.

A nivel nacional, los cálculos de Randstad indican que la Navidad generará el conjunto del país alrededor de 402.040 contrataciones, un 17,3% menos que la campaña del año pasado, cuando se firmaron 485.942. Andalucía reunirá así casi la quinta parte de los contratos que se firmarán en España, lo que la convierte en la autonomía donde se espera un volumen de altas.

Sube la hostelería

En lo que se refiere a sectores, la hostelería será el único que verá incrementar su volumen de contratos con respecto a la campaña del año pasado, concretamente en un 12,4%, pasando de 86.287 firmas a las 96.987 actuales.

"La moderación de la contratación en esta próxima campaña de Navidad es una respuesta lógica a la situación de incertidumbre que estamos atravesando. A pesar de ello, el volumen de contratos, junto a los indicadores especialmente positivos del sector de la hostelería, son buenas noticias para nuestro mercado laboral", ha añadido.

Por su parte, el comercio verá descender la contratación un 29,4% este año, la mayor caída a nivel sectorial, con 110.927 firmas frente a las 157.013 del año pasado. En cuanto a la logística, sufrirá una caída del 20%, pasando de los 242.642 contratos del año pasado a 194.128.

El sector logístico volverá a ser protagonista

Randstad afirma que el sector logístico será uno de los principales dinamizadores de la contratación durante la campaña navideña. De hecho, los perfiles que más demandarán las empresas logísticas para dar respuesta a aumento del consumo ser serán los de empaquetadores, carretilleros, mozos de almacén y transportistas, entre otros.

"Además, se detecta un incremento de las necesidades de profesionales destinados a la atención al cliente, tanto para atención online como telefónica. Entre las competencias y habilidades más valoradas, en esta campaña destacará el dominio de las herramientas tecnológicas relacionadas con el sector", comenta esta empresa de recursos humanos.

Respecto al sector del comercio, y a pesar de que sufrirá el mayor descenso en la próxima campaña de Navidad, seguirá siendo crucial en estas fechas, con cerca de 111.000 contratos. Las empresas necesitarán profesionales de refuerzo ante el aumento de consumidores, entre ellos dependientes, promotores, azafatos y perfiles comerciales, principalmente, entre los que se valora el trato cercano con el cliente y sus dotes comunicativas.

"Dado el protagonismo del comercio electrónico en esta campaña, los candidatos tendrán que contar a menudo con competencias digitales y conocimientos de determinadas plataformas tecnológicas propias del comercio o la logística", ha detallado.

La hostelería, según Randstad, experimentará el mayor incremento, con cerca de 97.000 firmas. Las empresas están interesadas en que los candidatos, perfiles tales como camareros, cuenten con experiencia en un puesto similar para responder al incremento de la demanda en un corto espacio de tiempo, por lo que una rápida adecuación al puesto de trabajo es un aspecto altamente valorado.

A la hora de seleccionar candidatos, las compañías también valoran, por ejemplo, los perfiles orientados a la atención al cliente y con capacidad comercial. Además, las empresas tienen en cuenta aspectos como la predisposición a trabajar en equipo y a resolver problemas derivados de la operativa diaria.