La reunión del Consejo Andaluz del Taxi, que comenzó esta mañana poco antes de las doce del mediodía, ha concluido sin un acuerdo sobre el nuevo decreto de regulación de los VTC. El encuentro, que ha durado más de cuatro horas, ha permitido, según fuentes de la Consejería de Fomento, encargada de elaborar la nueva normativa de movilidad en la comunidad autónoma, "sentar al sector completo en una misma mesa", por lo que, aseguran que "ha sido una reunión muy productiva".

Sin embargo, y aunque ha sido la primera vez que se encontraban cara a cara el sector del taxi andaluz y las plataformas de VTC (vehículos con conductor, como Cabify, Uber y Bolt), "las negociaciones siguen abiertas". Miembros de la Consejería de Fomento resaltan que "agotarán hasta el último minuto".

A pesar de dicho 'cara a cara', el acercamiento entre las partes parece no haber ocurrido por las declaraciones que ha hecho Pablo García, representante de Andeval, la Asociación Empresarial de VTC de Andalucía, quien dice "estar completamente en contra" de aquellos puntos que llama "barreras artificiales" a la actividad de su sector y que considera que "perjudican al usuario". Estas son el tiempo de precontratación, así como el alejamiento de zonas específicas, como ha dicho el representante de los VTC.

Esta última es la petición de los taxistas de que dichos vehículos no puedan estacionar o recoger a usuarios 'a mano alzada' en las proximidades del aeropuerto, el puerto y las estaciones de autobuses y trenes.

Los conductores de VTC defienden que los taxistas son "los competidores que quieren que su actividad esté regulada a su gusto".

En defensa principalmente del sector del Taxi andaluz ha acudido José López Bravo, coordinador del sector Carretera del sindicato Comisiones Obreras, quien ha insistido: "Los problemas que realmente vemos es quizás un exceso de licencias de VTC. Han agravado el número de actores funcionando para una misma actividad, lo que ha posibilitado que el sector del taxi disminuya claramente sus ingresos y la posibilidad de expandirse".

A pesar de que el representante de las plataformas de VTC defiende que "tributan entre ocho y diez veces más que los taxis", el portavoz de CCOO ha criticado que "se han expandido agrupaciones donde todo vale y con una organización de sus trabajadores con una excesiva precariedad. Estas se han desarrollado con suma facilidad". Sin embargo, y a pesar de sus valoraciones, López Bravo expone que, "desde el punto de vista del usuario, CCOO tiene que reclamar la pervivencia de los dos sectores".

Al respecto de la protección de los usuarios, FACUA aclara que por parte de la Consejería de Fomento "ha habido promesas". Jordi Castilla López, secretario de la entidad en Andalucía, ha hecho hincapié en la limitación de las tarifas de precio que puedan hacer los VTC. Sin embargo, sostiene: "Entendemos que hay buena intención pero las intenciones se plasman en el BOJA y cuando lo veamos es cuando nos posicionaremos".

Primer convenio andaluz de los VTC

El primer borrador del nuevo decreto de regulación de los VTC incluirá, según el portavoz de UGT que ha acudido a la reunión, el primer convenio para los trabajadores de dicho sector en Andalucía, que establecerá "un marco jurídico (...) que dé cobertura legal a los conductores", según ha detallado Juan Antonio González Marín, secretario general de Acción Sindical de la Federación de Movilidad y Consumo de UGT Andalucía.

Este comprenderá "descansos, salarios, etc.", de una modalidad de transporte que, según dice, da trabajo a más de 8.000 personas en la comunidad autónoma. Asimismo, y a pesar de que el sector del taxi critica que "ellos tienen todas las limitaciones" y los VTC "ninguna", UGT, que avala a los conductores de estas plataformas, expone que es "un sector con inclusión social": "Personas que con 60 años intentan buscarse un salario digno, sino en esta sociedad les cuesta mucho trabajo".

Reunión celebrada hoy en Sevilla del Consejo Andaluz del Taxi José Manuel Vidal

La proporcionalidad en el número de VTC y taxis

Actualmente en Andalucía, y según los últimos datos de la administración regional, en la comunidad se concentra el 19% de las autorizaciones de VTC de toda España. Así, la ratio entre el número de estos vehículos y el de los taxis es de 1 VTC por cada 2,7 taxis. El Tribunal Supremo avaló, ya en junio de 2018, que para "garantizar el equilibrio entre las modalidades de transporte" la ratio o proporcionalidad debiera ser de 1 VTC por cada 30 taxis en cuanto a la concesión de las licencias.

La cuestión es que esa norma afecta a las nuevas autorizaciones que concedan las administraciones y no a las que ya se habían dado. Es por eso que antes de esta resolución del TS se concedieron miles y la proporción que estableció el tribunal, ya en 2018, no puede cumplirse, a no ser que se expropien dichas autorizaciones, lo que, según las plataformas de VTC, "va en contra del derecho".

Al respecto de este asunto, Pablo García, representante de Andeval, la principal patronal de los VTC defiende: "La Junta ratifica en este decreto ley que la ratio no va a variar, que no se van a conceder nuevas autorizaciones". Asimismo, expone que "la ratio se ha cumplido durante los últimos años". Esta opinión es contraria a la de los taxistas.

Te puede interesar:

Nueva reunión

Fuentes de la Consejería de Fomento no descartan la posibilidad de celebrar nuevas reuniones para continuar negociando el primer borrador del decreto de regulación de los VTC. Juan Antonio González, secretario general de Acción Sindical de la Federación de Movilidad y Consumo de UGT ha detallado que "están a la espera de que les digan algo": "Van a estudiar nuestras exigencias". Asimismo, ha querido recordar: "Hasta ahora el sector del taxi y el de los VTC han tenido cabida en todas las provincias del territorio de Andalucía".