Quedan solo cuatro días para que se cierre el plazo para presentar oficialmente las candidaturas de las ciudades que aspiran a ser la sede de la Exposición Universal de 2027. En la página oficial del Bureau International des Expositions ya figuran Minnesota y Phuket mientras que Málaga se sigue haciendo de rogar.

El pasado 14 de diciembre, el Consejo de Ministros acordó que Málaga fuera la apuesta española para albergar la sede de la Expo 27, tras contar con un amplio respaldo institucional. Entonces el Gobierno encomendó la presentación oficial al Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación. Como paso previo, se incluye la consitución de una Comisión Nacional en la que participan administraciones públicas y entidades privadas relacionadas con la candidatura que debe constituirse esta semana.

Estos pasos aún no se han dado, a cuatro días de que el Bureau Internacional des Expositions (BIE), con sede en París, cierre el plazo para presentar las propuestas.

Por su parte, desde el Ayuntamiento de Málaga aclaran que el Gobierno presentará "en plazo" la candidatura de la capital malagueña, con el eslogan "La Era urbana: hacia la ciudad sostenible".

El plazo para apuntarse a la lista de candidatos cerrará este viernes 28 a las 17 horas.

Minnesota y Phuket

Más adelantados fueron los estadounidenses, que presentaron la candidatura de Minnesota el 29 de julio de 2021, que lleva por lema "Gente sana, planeta sano: Salud y Bienestar para todos" y que plantea la celebración del evento entre el 15 de mayo y el 15 de agosto de 2027.

En cuanto a la candidatura de Phuket, una isla tailandesa cercana a la frontera con Malasia, que fue el último rival en anunciarse como aspirante a ser sede de la Expo27, formalizó su propuesta el 11 de enero de este año. El lema de su exposición es "El futuro de la vida: vivir en armonía, compartiendo prosperidad". Esta candidatura propone a celebración de la exposición entre el 20 de marzo y el 17 de junio de 2028.

Una vez se cierre la lista de candidatos, se iniciará la fase de análisis y estudio de cada una de las propuestas en la que se evaluará la viabilidad de cada proyecto. Finalmente, la ciudad anfitriona será elegida por los miembros del Bureau International des Expositions, reunidos en asamblea general, mediante el sistema de un país, un voto.