Kiosco

La Opinión de Málaga

LaLiga SmartBank

Borja Bastón: Pichichi inesperado

El exjugador malaguista, ahora en el Real Oviedo, es el máximo goleador de la Liga SmartBank con 19 goles y será el próximo sábado en La Rosaleda una de las principales amenazas para el Málaga CF del equipo carbayón

Borja Bastón, delantero del Real Oviedo y exfutbolista del Málaga CF. LNE

Durante el último lustro han pasado por las filas del Málaga CF una gran cantidad de jugadores para vestir los colores blanquiazules. Muy pocos siguen. Hay muchos a los que se les ha perdido la pista repartidos por España y otros países. Luego están los que se vuelven a encontrar en el camino del equipo de Martiricos después de un pasado con más o menos gloria. Ahí se abre un debate para la afición: los que son bien recibidos y los que no. Pues este sábado visita La Rosaleda uno que está en ese grupo de los de recuerdo no especialmente agradable para la grada: Borja Bastón, delantero ahora del Real Oviedo.

A nivel de club, el Málaga CF ha vivido en los últimos cinco años, desde el descenso a Segunda, auténticas pesadillas. Jugadores comprometidos que no acabaron de venir, complicaciones con las fichas... Sin embargo, la afición también ha tenido que ver cómo muchos de los que entonces eran «sus» futbolistas no rindieron según lo que se esperaba y también para lo que el escudo merecía. Por algunas cuestiones o por otras, uno de los que decepcionó en su momento y enfadó al público, fue Borja Bastón.

El delantero maravilló en el Eibar con sus 19 goles en una única temporada. Prometía ser uno de los grandes delanteros del fútbol español y sus condiciones, por el físico y la calidad, le acompañaban. Al madrileño se le presentó una oportunidad de dar el salto a la Premier League con el gran proyecto que presentaba entonces el Swansea, previo pago al Atlético de Madrid de 18 millones. Sin embargo, no respondió a las expectativas con las que desembarcó en Inglaterra (1 gol en 20 partidos). Y ahí es donde le surgió la opción de venir cedido al Málaga CF.

La entidad blanquiazul había perdido a Sandro Ramírez y necesitaba recuperar algo de acierto en el área. La apuesta de Míchel González fue clara con Borja Bastón a través del préstamo y, finalmente, se convirtió en una operación con más pena que gloria.

Disputó con la camiseta del equipo de la Costa de Sol 1.156 minutos en 22 partidos (52.55 de media) y se marchó con un registro de solo dos goles, muy pobre para un delantero del que se esperaba infinitamente más.

El madrileño no dejó un grato recuerdo. A sus escasos tantos se sumó que fue la temporada del descenso, esa campaña en la que el equipo de González tan solo marcó 24 goles en las 38 jornadas de Primera División. Por lo que es posible que el próximo sábado no reciba muchos aplausos Borja Bastón cuando anuncien por el videomarcador su titularidad.

¿En qué momento de forma llega con el Real Oviedo?

Es otro delantero totalmente distinto al que se vio hace unos años en Málaga. Tan diferente es que ahora es el pichichi de LaLiga SmartBank con 19 goles, los mismos que Stoichkov (Eibar) y Stuani (Eibar). Ha dado un paso al frente y es uno de los gran líderes sobre el que el conjunto asturiano ha asentado sus bases para luchar por una de las cuatro plazas que permiten disputar el play off.

Marcó en el último partido contra el Mirandés y fue bigoleador en la victoria contra el Málaga CF en aquel partido de la primera vuelta (2-1). Por lo que querrá demostrar el tipo de futbolista en el partido que supondrá el regreso del delantero a La Rosaleda con público.

Así que el Málaga CF se enfrenta a algunos problemas. Los primeros son propios: trazar una gran defensa con la baja confirmada de Víctor Gómez y las serias dudas de Javi Jiménez y Juande. Mientras que, por el otro lado, tendrá a uno de los grandes goleadores de la categoría que vendrá a resarcirse de su pasado blanquiazul. Y a todo eso hay que sumarle que el Oviedo es el equipo con la mejor racha de LaLiga SmartBank y que en juego está la permanencia. Un sábado que no parece que será tranquilo para afrontar el final.

Compartir el artículo

stats